9 de octubre de 2015

"TRIDENT JUNCTURE": OTROS JUEGOS DE GUERRA DE LA OTAN

Mikel Itulain. ¿Es posible la paz?

Los nuevos ejercicios militares de la OTAN, "Trident Juncture"  involucran en torno a 36.000 personas de más de 30 países aliados y asociados, y tendrán lugar en España, Portugal e Italia, además de en el Océano Atlántico, el Mar Mediterráneo, Canadá, Noruega, Alemania, Bélgica y los Países Bajos. 1

España aportará 8.000 efectivos y ocho escenarios, desarrollándose el ejercicio en dos fases:

Una, del 3 al 16 de octubre, conocida como fase de CPX (Command Post Exercise) o ejercicio de puesto de mando y otra, del 24 de octubre al 6 de noviembre, con el nombre de fase LIVEX (Live Exercise) o fase real. 2

En estas maniobras simularán, por ejemplo, un enfrentamiento entre países africanos. Un enfrentamiento en el cuerno de África con lugares como nombres  ficticios: Kamón, que hace de agresor, e invade su vecino del sur, Lakuta, y otro país se verá seriamente amenazado, Tytan. Para ello se utilizarán mapas reales de los siguientes países: Sudán (Kamón), Sudán del sur (Lakuta) y Tytan (Etiopía).2    Ya conocen la larga persecución y hostigamiento de Washington hacia Sudán, hasta que al final lo dividió, pero todavía no lo han destruido; por lo que estas maniobras no son un juego sin más, sino una nueva, clara y seria advertencia al país africano; que deberá tomar buena nota. Y debe hacerlo porque con Libia ya ha ocurrido. Ha ocurrido que unos juegos de simulación se han convertido en realidad, con la invasión final y destrucción del país por los mercenarios islamistas y  la OTAN. De hecho, la misma resolución 1973 de Naciones Unidas se basó en lo indicado por el think-tank (la voz y pensamiento del poder económico) Brookings, lo que nos dice a quién sirven las instituciones internacionales.

La operación de simulación, los juegos de guerra, fueron conocidos como Southern Mistral y fue anunciada en noviembre de 2010, solo unos meses antes del ataque a Libia a comienzos de 2011. Aquí, Francia e Inglaterra simulaban operaciones contra un país llamado "Southland", que supuestamente vivía bajo una dictadura. Esta actuación implicaba un prolongado ataque aéreo como consecuencia de que Southland era, también supuestamente, responsable de un ataque contra los intereses de Francia. 4 De este modo, y bajo esta justificación y una resolución imaginaria del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, la nº 3003, la alianza franco-británica actuaría contra esta imaginaria dictadura. Las operaciones estaban previstas que comenzasen el 21 de marzo de 2011, pero resulta que lo "imaginario" se convirtió en real, y la OTAN atacaba ya a Libia el 19 de marzo: la resolución del Consejo de Seguridad, la 1973, se aprobó el 17.

Pueden ver que estas cosas no hay que tomárselas a broma y tampoco deberíamos ser indiferentes a este tipo de maniobras y ejercicios, pues la OTAN no está aquí actuando para defender a la población de sus países miembros, sino para lanzar guerras de agresión, el mayor de los crímenes, contra otros países que no nos han hecho nada y no son en absoluto una amenaza para nosotros ni para otos.

La OTAN, que se originó por la inducción y presión anglosajona en 1949, con el Tratado de Washington, no ha sido una organización que ha velado por la seguridad, sino, bien al contrario, ha provocado una enorme inseguridad en el mundo, tanto en los países propios como en los que no lo son. En los primeros porque atacó a su propia población con las denominadas operaciones Gladio y en los primeros y en los segundos porque  ha creado un ambiente bélico y de enfrentamiento con otras potencias que era completamente innecesario. Lo vemos con el acorralamiento y hostigamiento hacia Rusia y China, poniéndoles cada vez más bases militares y misiles en sus mismas fronteras. Todo ello con el objetivo final de mantener los privilegios y riqueza de unas pocas poderosas familias occidentales que llevan el control de las corporaciones económicas: las financieras y las industriales. Estas tratan de evitar que nuevos competidores les quiten sus monopolios económicos y por este motivo recurren a la violencia, para evitar la igualdad de condiciones y el libre mercado; algo ya de por sí difícil, sino utópico, en un mundo capitalista.

La OTAN, que apropiada y adecuadamente se podría llamar como el ejército de las corporaciones occidentales, cree que ya no tiene límite para sus actuaciones, desvirtuando el fin teórico, aunque no el real, para el que fue creada. El motivo real por el que fue creada es y sigue siendo el sometimiento de Europa a los Estados Unidos, claramente visible porque el mando militar más alto siempre es de los Estados Unidos; en cambio, su figura decorativa, el Secretario General, puede ser un europeo. Así, se entiende que el lema verdadero, aunque no el oficial, de la OTAN sea: Mantener a Estados Unidos dentro, a Rusia fuera y a Alemania abajo. Este no tener límite ya le hace no plantearse que está dentro o fuera de su área de actuación, ahora el mundo entero es para ellos su área, aunque aquí ha de tener cada vez más contestaciones y respuestas contundentes por las dos grandes potencias emergentes: Rusia y China.

Se cree comúnmente que la primera vez que la OTAN, como ejército (preciso como ejército, porque como "Gladio" si operó ya en lugares como el Congo belga durante los tiempos de Lumumba, a mediados del siglo XX), actuó fuera de su zona fue en la agresión a Yugoslavia, aunque aquí hay que precisar que tuvo una actuación previa. Esta fue en la Guerra del Golfo contra Irak en 1990-1991, donde desempeñó una importante y fundamental operación logística. Escuchamos al coronel Samuel Nelson Drew de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos:

“De 1989 a 1991, miembros de la OTAN estuvieron envueltos en la mayor operación militar en la historia de la existencia de la OTAN: la Guerra del Golfo. De no haber sido por la contribución de la OTAN en el traslado de personal y equipos de Europa al Golfo y el suministro de equipamiento, como los misiles Patriot, a Turquía e Israel, los Estados Unidos habrían sido incapaces de llevarlo a cabo en la manera en que lo hicieron”. 5

Lo que ocurrió en Irak ya lo conocen, ya desde el mismo comienzo: el asesinato masivo de soldados iraquíes indefensos en retirada, tras las sanciones, donde Lancet, en el estudio Sanciones y mortalidad infantil en Irak indicaba:

“En el sur/centro, la mortalidad de los bebés y menores de 5 aumentó durante los 10 años anteriores a la investigación, que corresponde principalmente al periodo siguiente al conflicto del Golfo y al comienzo de las sanciones de las Naciones Unidas. La mortalidad de los bebés aumentó de un 47 por mil  nacimientos vivos de 1984-89 a 108 por mil en 1994-99, y en los menores de 5 la mortalidad aumentó de un 56 a un 131 por mil de nacimientos vivos. En la región autónoma durante el mismo periodo, la mortalidad de los bebés bajó del 64 al 59 por mil y en los menores de 5 cayó del 80 al 72 por 1000.”

Interpretación: La mortalidad infantil aumentó claramente después del conflicto del Golfo y bajo las sanciones de las Naciones Unidas en el sur/centro de Irak, pero en la región autónoma desde el comienzo del Programa Petróleo por Alimentos la mortalidad infantil ha empezado a bajar. Mejor alimentación y distribución de recursos en la región autónoma contribuyeron a las mejoras en una más baja mortalidad, mientras que la  situación en el sur/centro se ha deteriorado a pesar del alto nivel de alfabetización. 6

Y tras los ataques, con la devastación, ruina y muerte del país. Lo que ha ocurrido después, con la promoción de los mercenarios islamistas, tras la destrucción del Estado de Irak y el no permitir su reconstrucción, la de Afganistán y la de la misma Yugoslavia; así como después la destrucción de Libia  y la extensión del sicariato por el norte de África,  han supuesto la pérdida de la vida y la esperanza, junto a la destrucción de la cultura, para millones de personas; incluidos todos nosotros, que hemos perdido, nuevamente, legados riquísimos y antiquísimos de la humanidad de incalculable valor, además de la ya no existencia de otros seres humanos algo que resulta  tan trágico como irreparable.

La OTAN no trae el progreso al mundo, como nos lo quería hacer ver Amnistía Internacional, sino que lo que hace realmente es generar destrucción, inseguridad, barbarie y muerte. Para eso no necesitamos a la OTAN.

Notas:
1. Trident Juncture 2015. Allied Joint Force Command Brunssum. http://www.jfcbs.nato.int/trident-juncture.aspx
2. Esteban Villarejo. Trident Juncture 2005 la OTAN simulará un conflicto africano en tierras españolas. ABC. 10.09.205.
3. Denni John Kucinich. November 2010 war games: "Southern Mistral" Air attack against Dictatorship in a fictitious country called "Southland". The Observer. 15.04.2011.
4. Michel Chossudovsky. When war games go live: "Staging" a "Humanitarian war" against "SOUTHLAND". Global Research. 16.04.2011.
5. S. Nelson Drew. "Post-Cold War American Leadership in NATO" in NATO and the Challenging World Order: an Appraisal by Scholars and Policymakers. ed. Kenneth W. Thompson (NYC: University Press of America, 1996). pp. 6-7. Cita tomada de la obra de Mahdi Darius Nazemroaya. The Globalization of NATO. Clarity Press, Inc.2012 (Seguramente esta la mejor obra escrita sobre el desarrollo de la OTAN).

6. The Lancet, Volume 355, Issue 9218, Pages 1851 - 1857, 27 May 2000.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada